lunes, 5 de mayo de 2008

Un río desborda


Dos poemas inéditos de Elba Serafini



Un río desborda,
transgrede los límites
de su cauce
y sin demora arrastra
arbustos de la costa.
El riesgo cerca, paraliza,
vivir aquí es saber
lo inesperado.
Una casa blanca
se fragmenta, flota,
se empapa y se hunde.
Me amurallo
en oraciones salvadoras.



Sólo es una planta
de magnolia
rodeada de lavandas
en un jardín,
allá donde el calor
en invierno
provoca turbación
y los días húmedos
asedian sin piedad.
Donde la tierra líquida
ensucia las esquinas.


Fotografía de la película "Memorias de una geisha"